Basket Mi cesta

English | Français
Search

Un programa cooperativo en la capital de El Salvador que ha hecho que las personas trabajen juntas para mejorar dramáticamente sus propios barrios fue nombrado como finalista de los Premios Mundiales del Hábitat de este año.

Cómo la comunidad rescató el centro histórico de San Salvador, un proyecto llevado a cabo por FUNDASAL, brindó esperanza e inspiración, con la gente trabajando conjuntamente y apoyándose unos a otros para mejorar sus propios hogares y barrios.

Muchas de las familias que viven en el centro histórico están entre las más pobres y más socialmente excluidas de la ciudad. Junto con una red de organizaciones que hacen campaña por los derechos de vivienda a través de América Latina, la comunidad ganó el derecho de tener la propiedad de la tierra y a construir sobre ella. A través de su activismo, colaboración y apoyo, los tugurios de mala calidad fueron reemplazados por hogares seguros, coloridos, y permanentemente asequibles, que son propiedad de la comunidad misma.

Laura Margarita Molina, que es miembro de la cooperativa ACOV-UVD, vive en la casa de su hermano con su hija de 21 años. Ella dijo:

“Ser parte de una cooperativa me dio fortaleza, una nueva familia y sentido de pertenencia. Me ayuda a mantenerme ocupada y paso el tiempo haciendo algo productivo. Me ha ayudado a aprender a ahorrar y a pensar en el futuro. Me hice de buenos amigos, quienes me ayudaron mucho. Cada reunión es un proceso de aprendizaje y puede ser un desafío, pero tenemos buenas relaciones.”

Ella agregó:

“Yo continuaré participando en las marchas para intentar influenciar a la política y a los medios, para pelear por vivienda decorosa, justa y adecuada para la gente que aún vive en mesones en el centro histórico de la ciudad. Si uno quiere algo, debe luchar por ello.”

David Ireland, Director de World Habitat, los patrocinadores y coordinadores de los Premios Mundiales del Hábitat, dijo: “Esto es inspirador – las personas de la zona deciden qué es lo mejor para sus propios barrios y lo ponen en acción. Este modelo podría ser relevante para muchos centros históricos en América Latina y más allá.”

Cada año se entregan los Premios Mundiales del Hábitat a diez de los proyectos de vivienda más destacados e innovadores – de entre más de 100 postulaciones de alrededor del mundo. Los jueces están particularmente interesados en premiar a proyectos y proveedores que no sólo han producido soluciones destacadas de vivienda sino también a aquellos que pueden ser copiados en otros sitios.


Últimas noticias

Ver todos

Conocer para poder actuar

| Our Blog

¡Súmese al debate!